Por Edgar Isaac Castillo

Hoy, abordaremos un tema la situación de los merenderos y comedores comunitarios que ya lo vivimos aquellos que peinamos algunas canas en la década del 90 con el vaciamiento del Estado para convertirlo en un mero espectador, transferencia de recursos de los trabajadores a los sectores empresariales, flexibilización laboral con la limitación al derecho de huelga. ¿Cuál es la diferencia entre caridad y promoción humana o social? ¿Qué queremos los argentinos, o mejor dicho,  que queremos aquellos que aspiramos una Argentina socialmente justa, políticamente soberana y económicamente independiente?  ¿Dónde está el meollo de este tema? Considero que debemos hacer hincapié en el valor de la distribución de la riqueza. ¿Cómo es posible que la Argentina sea capaz de producir alimentos para 400 millones de habitantes y tengamos en nuestra provincia bolsones de pobreza? Por eso, nacieron los merenderos y comedores comunitarios para subsidiar este déficit de distribución de la riqueza. La verdad que no creo que esta situación de cambio que promete el actual gobierno nacional se realice a partir del próximo semestre. Al contrario, estimo que se agudizará con el perjuicio de este sector de la población que acude a los comedores porque en su casa no llegan a fin de mes. Tenemos que tomar conciencia que la única salida es la unidad del campo nacional y popular que incluye a todos aquellos que han votado a este gobierno del presidente Mauricio Macri. Tal vez se han equivocado.  Hasta la próxima.

 

Check Also

César Molina (ADEMUS) inauguró sede en Gral. Güemes

Salta-Argentina.- El secretario general de ADEMUS, César Molina, inauguró la sede del grem…